jueves, 23 de junio de 2011

EL INSTRUMENTO DE XSTRATA TINTAYA: FUNDACIÓN TINTAYA

Sergio Sullca 03/05/11


Desde el 03 de septiembre de 2003 que tiene vigencia el Convenio Marco Por el Desarrollo de la Provincia de Espinar hasta la fecha, según Pablo Villa, economista del Centro Bartolomé de las Casas encargado de monitorear la actividad de las industrias extractivas en la Región Cusco, Xstrata Tintaya ha desembolsado 06 aportes que suman en total 112 millones de soles. De esa cantidad se han ejecutado 62 millones, es decir, el 55.35 %. De la misma opinión es Manuel Gamonal, economista de Cooperaccion.

Es de aclarar que el llamado sexto aporte aún no ha sido desembolsado por Xstrata lo cual de por sí es grave en la Provincia por los múltiples proyectos que están a la espera y este pésimo resultado tiene sólo una explicación: la entidad ejecutora Fundación Tintaya.

Desde que empezó a ejecutarse el Convenio Marco, la empresa minera dio vida a esta creatura para que le sirva de punta de lanza en su relacionamiento con las comunidades campesinas de la Provincia. Ha sido un instrumento brillantemente utilizado para asegurar que la empresa Xstrata se posesione en el escenario político y social del medio y gane así los preciados ISOS mundiales que fue su prioridad por encima de la eficiencia con que debe ejecutar los aportes del Convenio. A continuación algunos párrafos sobre el actuar de Xstrata y su siniestra creación.

De acuerdo a la secretaría técnica del Comité de Gestión del Convenio Marco, Xstrata y Fundación Tintaya son ejecutores de un 75% de los proyectos relegando, en conjunto, al Municipio Provincial, a los municipios distritales y al mismo Gobierno Regional de Cusco a un 25% de ejecución de los aportes. Lo que quiere decir que Xstrata Tintaya, en apariencia aporta al Convenio Marco para que ese dinero sea invertido por las instituciones y organizaciones representativas de Espinar pero ello es sólo para los noticieros porque la mayor parte de esos fondos son ejecutados por la misma empresa minera y su Fundación. Para lograrlo ha tenido la suficiente habilidad de manipular las reuniones del Comité de Gestión con la complacencia de las dirigencias sociales y autoridades municipales anteriores.

A la empresa le interesa poco la cláusula sétima del Convenio, referido al procedimiento de ejecución. El numeral 7.1 del Convenio dice: Para la ejecución de los proyectos de construcción de infraestructura pública, y cualquier otro tipo de proyecto, la PROVINCIA DE ESPINAR y BHP BILLITON[1] en forma compartida promoverán la participación, en la ejecución de tales proyectos en caso de ser conveniente; de las instituciones del Estado, así como de otras del sector privado, mediante la suscripción de convenios interinstitucionales.

Además de esta cláusula, es de mencionar que en ninguna parte de las veintiuna cláusulas del Convenio se mencionaFundación Tintaya u otra entidad ejecutora creada por Xstrata, la ejecución de los proyectos tendría que ser compartida, pero no lo es. Placme S.A. otra hechura de Xstrata, que está llevando al fracaso la planta de lácteos de Espinar, es un ejemplo.

¿Cuál es la razón entonces para mantener viva a una creatura como Fundación pese a los cuestionamientos que hay sobre ella en Espinar?. Hay muchas celosamente guardadas por Xstrata, una de ellas tiene que ver con el contrato de estabilidad tributaria que suscribió con el Estado peruano en el 2004. De acuerdo a éste, Xstrata tiene beneficios tributarios hasta el 2018 y es a través de uno de esos beneficios que el Estado peruano le devuelve a la empresa minera el 19% por concepto de IGV. En palabras sencillas, por cada millón de soles que paga Xstrata por algún bien o un servicio, 190 mil soles le son devueltos.

Por ejemplo, si Xstrata aportó 62 millones de soles a la Provincia de Espinar como se explicó líneas arriba, el Estado peruano le devolvió el 19% que equivale a 11 millones 780 mil soles. Entonces, si restamos esa cantidad a los 62 millones, Xstrata dejó en la Provincia 50 millones 220 nuevos soles y no, 112 millones como alegremente dice. Si el cálculo se hiciera con el 18%, los resultados no variarían mucho.

Xstrata Tintaya se aferra a que sea Fundación Tintaya la que ejecute los aportes porque así puede hacer que el dinero que paga por concepto de aportes, le sea devuelto vía IGV sin chistar, es decir, todas las compras que hace Fundación Tintaya no las hace a nombre de Fundación Tintaya sino de Xstrata Tintaya, algo que se encargó de blindar con el artículo 35 del reglamento del Convenio Marco. De ahí que la minera procura a toda costa que Fundación sea la ejecutora y no otra entidad pública o privada que pudiera objetar esa astuta modalidad o peor, la difunda. Hasta ahora lo logró. Xstrata está lejísimo de ser esa empresa bonachona y buena gente que quiere aparentar en Cusco.

Pero eso no es todo, existen cosas aún más graves. Los costos que demande el funcionamiento de Fundación Tintaya deberían salir de las arcas de la minera como es lógico y NO de los fondos del Convenio Marco. Los fondos del Convenio Marco una vez que se depositan dejan de ser de la minera para convertirse en dinero del Pueblo espinarense; sin embargo los trabajadores de Fundación Tintaya son pagados NO con dinero de Xstrata sino con dinero del Convenio Marco, es el caso de las cinco personas que supuestamente asesoran a la secretaría técnica del Comité de Gestión desde Fundación Tintaya. Hasta ahora la minera no ha podido negar ante Espinar esta verdad y hace todo lo necesario para no dar la información contable, secuestrada en el local de Fundación sin que, ni siquiera el Alcalde provincial tenga acceso a ella. Cuando en las reuniones públicas del Comité de Gestión algún dirigente pregunta a los trabajadores de Fundación quién les paga y cuánto, guardan un impenetrable silencio. Ésta es una verdad que conforme a la situación se terminará de develar en el proceso de Reformulación del Convenio.

Y eso no es todo, además de los montos que se les devuelve vía IGV, quizá lo más preciado de Fundación para su creador Xstrata es la propaganda que le hace. Cada una de los proyectos ejecutados tiene el logo de Xstrata y de Fundación Tintaya mas no, el logo del FUDIE, de la FUCAE, del AUPE o del mismo Municipio, gestores históricos del Convenio Marco. Éste no es sólo un problema cosmético, es un tema de fondo porque demuestra cómo es que el dinero del Convenio Marco de Espinar sirve también para la publicidad de Xstrata sin mencionar los montos que se gastan para el pago de avisos en los medios donde la vedet, como se imaginará es Xstrata.

Por ejemplo para el 2011 están proyectados 43 mil nuevo soles que se gastarán en el aniversario del Convenio Marco, de los cuales 13 mil, están destinados exclusivamente para la publicidad de Xstrata y Fundación Tintaya. Y por supuesto las fotos y las filmaciones servirán para que Xstrata las presente en sus revistas. No está mal que invierta en publicidad pero que invierta con su plata, no con la plata del Convenio Marco.

Hoy en día, que se nombró una nueva secretaría técnica con un nuevo equipo técnico y que juramentaron recientemente en marzo de 2011, estas cosas están saliendo a la luz y con seguridad serán puntos controvertidos en el proceso de Reformulación del Convenio Marco que pronto será anunciado por la Municipalidad Provincial y la ya conocida dirigencia espinarense.

No hay comentarios:

Publicar un comentario